10 razones por las cuales el fondant es lo mejor de la repostería

Si amas la repostería, entonces debes tener una relación amor odio con el fondant. Esa deliciosa pasta de azúcar que hace llorar a más de una cuando se rasga o se pega en la mesa de cocina, es a quien tienes que agradecerle que las tartas o cupcakes parezcan obras de arte. Por eso, hoy te contaremos 10 razones por las cuales el fondant es los mejor de la repostería.

1.      El fondant nunca se endurece del todo

El fondant nunca termina de endurecerse, es decir, puede secarse y rasgarse producto de eso, pero endurecerse del todo, JAMÁS. Gracias a esto, el fondant es fácilmente manejable y te permite crear desde coberturas hasta figuras. Pero seguramente estes pensando, “¿entonces cómo hacen las figuras en fondant?” y la respuesta es simple: Se le añade CMC para que endurezca.

2.      Con la técnica correcta, el fondant puede crear cosas increíbles

Una vez aprendes a utilizar bien el fondant, este resulta ser el compañero ideal de todo amante de la repostería. Sin embargo, es importante que aprendas los trucos y, sobre todo, que practiques mucho, ya que como se sabe, la técnica hace al maestro. De esta forma, podrás crear cosas increíbles, desde texturas hasta una cobertura perfecta en la tarta.

3.      Hay una gran variedad de colores

Tienes diferentes opciones a la hora de dar color al fondant. Puedes teñirlo tú misma o comprarlo con el color que necesites. Esta es una gran discusión entre los reposteros, pero la realidad es que por más talento que tengas a la hora de incorporar colorante, algunos colores son difíciles de llegar. Por ese motivo, te recomendamos que compres los colores como el negro, por ejemplo.

4.      El fondant es fácil de conservar los restos

Si has comprado fondant de más o eres de las que no desperdician ni los trozos más pequeños, entonces tienes que saber que el fondant es fácilmente conservable. Simplemente tienes que colocar una capa de manteca vegetal y envolver con rollo de film. De esta forma podrás llevarlo al congelador y tenerlo ahí por meses. Lo más importante es que no tenga contacto con el aire.

5.      El fondant es exquisito

La composición básica del fondant es agua y azúcar, así que no hay forma de que no sea popular. Niños, adultos, adolescentes, todos aman el azúcar y si le sumas que siempre se pega a las tartas y cupcakes con una crema o mermelada exquisita, es una combinación excelente. Por este motivo, el fondant es exquisito y fácilmente combinable con otros sabores.

6.      El fondant puede usarse de relleno

¡Sí, el fondant puede usarse de relleno! Por ejemplo, en los bombones. Para hacelos, solo necesitarás 300 gramos de chocolate semiamargo, 100 gramos de fondant, 50 gramos de chocolate blanco, y cerezas. Para prepararlo, simplemente derrite ambos tipos de chocolate y el fondant en tres cazos a baño maría. Luego, echa el chocolate semiamargo en un molde para bombones, dalo vuelta para sacar el exceso y lleva al congelador. Luego de una media hora, saca el molde y echa el fondant fundido y las cerezas picadas, para luego, llevar al congelador nuevamente. Luego de unos 10 minutos, cubre con el chocolate blanco. Lleva de nuevo al congelador y deja por un par de horas hasta que esté firme.

7.      El fondant tiene múltiples usos

Puedes usar el fondant para múltiples cosas: Cobertura de tartas, cupcakes o galletas, decoraciones comestibles, adornos de diferentes formas, etc. El fondant es muy manipulable y te permite darle más que toques finales a una creación, por lo que se utiliza en muchas ocasiones. ¡Su uso es indispensable!

8.      Hay fondant con diversos sabores

¿Has oído del chocodant? Si no has escuchado sobre él, seguramente por su nombre te imaginarás a qué nos referimos: Fondant con sabor a chocolate. Así como existe esta delicia, también hay fondant de mashmallows, por ejemplo. Por otra parte, también hay reposteros muy creativos que utilizan aroma o esencias de diferentes sabores para variar un poco el típico gusto del fondant.

9.      Lograr que sea una masa más elástica es MUY fácil

Para lograr que el fondant sea más elástico simplemente tienes que añadir maicena y manteca vegetal, ya que ambos productos logran que la masa no se pegue y se pueda amasar mejor. También es importante destacar que NO se debe reemplazar estos productos por ningún tipo de aceite, ya que puede alterar la consistencia del fondant. Por otro lado, debes tener cuidado con el frío del refrigerador, ya que la pasta de azúcar tiende a volverse blanda y pegajosa cuando tiene excesivo contacto con las bajas temperaturas

10. El precio del fondant no es alto

Si bien depende de cantidad, el color y la marca, en general, el precio del fondant no es alto y más aún si tienes en cuenta que rinde mucho. Recuerda que, como ya mencionamos, no desecharás nada. Por ejemplo, puedes usar fondant rosa para cubrir una tarta y usar los bordes sobrantes para formas algunas flores con el cortante adecuado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *