3 recetas rápidas y fáciles que puedes hacer con colorante alimentario para San Valentín

¡Feliz día de San Valentín! El día más romántico del año ha llegado y si no tienes mucho tiempo para preparar o comprar un lindo regalo para tu pareja, nosotros te ayudaremos con estas 3 recetas que los dejaran a ambos extasiados.

1.      Suspiros de San Valentín con colorante alimentario rosa

Los suspiros son muy sencillos y rápidos de hacer. ¡Pero estas delicias también pueden adaptarse a este día tan romántico! Para hacerlos, hazte con estos ingredientes:

  • 3 claras de huevos
  • 150 gramos de azúcar
  • 1 cucharadita de sal
  • Extracto de Vainilla
  • Colorante alimentario líquido de color rosa

Precalienta el horno a baja temperatura (100 a 120 grados) y forra una placa con papel vegetal. En un recipiente, bate las claras a velocidad media con la cucharadita de sal hasta que se monte (solo se montará un poco, no te preocupes por eso). Agrega el azúcar de a poco y ve como continúa montándose todo. Incorpora el extracto de vainilla y el colorante y bate hasta que los suspiros queden firmes, es decir a punto nieve.

Coloca los suspiros en una manga pastelera con la boquilla que prefieras (puede ser la 1M de wilton que puede darles forma de rosa, por ejemplo). Sobre la placa, forma cada suspiro dejando una pequeña separación entre cada uno. Puedes optar por decorar antes de colocar en el horno con, por ejemplo, chips de chocolate, corazones de azúcar, etc.

Hornea por una hora u hora y veinte (dependiendo del tamaño, claro está) y, luego, apaga el horno y déjalos ahí dentro hasta que se sequen.

2.      Gelatina con relleno de corazones con colorante alimentario rojo

Si estás buscando un postre rápido, la gelatina probablemente sea una de tus opciones. Pero como es una fecha especial, lo mejor es darle un toque especial. ¡Incorpora unos corazones como relleno! Suena difícil, pero no lo es. Simplemente necesitarás:

  • 4 sobres de gelatina neutra
  • 1 litro de agua
  • 1 pote de leche condensada
  • 50 gramos de azúcar
  • Colorante alimentario rojo
  • Aroma de limón
  • Cortador en forma de corazón
  • Un molde cuadrado antiadherente
  • Un palito de brocheta
  • Un molde rectangular para pan de 35 centímetros

En un recipiente, coloca 50 ml de agua con dos sobres de gelatina neutra, mezcla y deja reposar por 10 minutos o hasta que la gelatina se expanda. Reserva.

A parte, en un bol, pon 450 ml de agua y una cucharada de leche condensada. Calienta el contenido a baño maría sin dejar que hierva. Incorpora el aroma de limón y el azúcar. Luego, hecha la gelatina que tenías reservada. Remueve hasta que se derrita la gelatina. Incorpora el colorante rojo (el suficiente hasta llegar al color que busques).

Coloca el contenido en un molde cuadrado antiadherente. Te recomendamos que elijas uno profundo para que los corazones sean algo anchos. Utiliza un colador para introducir la mezcla en el molde sin que se cuele algún resto sólido. Lleva al congelador durante una hora.

Mientras esperas, prepara la otra parte de la gelatina. Coloca 50 ml de agua con dos sobres de gelatina y deja reposar por 10 minutos. El resto de agua, colócala en un bol con la leche condensada y el aroma de limón. Lleva a calentar a baño maría sin que llegue a hervir. Luego, derrite la gelatina. NO metas en el congelador

Rocía el molde rectangular con Easy Bake para que desmolde más fácil. Saca la gelatina color rojo del congelador y córtala con el cortante en forma de corazón. A continuación, atraviesa los corazones con el palito de brocheta de manera que queden quietos dentro del molde. Finalmente, hecha en el molde la gelatina de base (la última que preparaste color blanco) hasta que ya no se vean los corazones. Coloca en la nevera por tres horas.

3.      Hot cakes o tortitas en forma de corazón con colorante alimenticio color rojo

Si quieres prepararle un riquísimo desayuno o una merienda a tu pareja, una idea muy original es hacerle unas tortitas o hot cakes en forma de corazón. Para hacerlas, necesitarás:

  • Mezcla para hot cakes o tortitas (o puedes utilizar esta receta como base)
  • ¾ taza de leche descremada
  • 1 cucharada de mantequilla derretida
  • 1 huevo
  • Colorante alimentario rojo
  • Miel de maple
  • Fresas rebanadas
  • Azúcar glass

En un recipiente coloca la mezcla para tortitas con la leche descremada, el huevo y la mantequilla, y mezcla bien hasta integrar. Divide en dos partes iguales y reserva uno de los bols. En la mezcla que no hayas reservado, agrega colorante rojo hasta que la masa haya mutado a rosa oscuro.

Engrasa una sarten y echa ¼ de taza de la masa. Deja cocinar hasta que se formen burbujas arriba y esté dorada por abajo. Voltea y dora del otro lado. Cocina el contenido de ambos recipientes (tanto el rojo como el que no teñiste). Deja enfriar.

En una tabla para cortar, coloca cada uno de los hot cakes y corta con un cortante en forma de corazón. Ordena poniendo las mini tortitas rojas en forma de corazón en el centro de cada hot cake blanco y las mini tortitas blancas en forma de corazón en el centro de cada hot cake rojo.

Sirve en un plato con la miel de maple y las fresas como acompañamiento. Finaliza espolvoreando con azúcar glass.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *